11 nov. 2012

Alfajores argentinos



Ingredientes 

400 g de Maizena
100 g de harina de repostería
200 g de mantequilla a temperatura ambiente
150 g de azúcar
2 cucharaditas de levadura química
2 cucharadas de esencia de vainilla 
6 yemas de huevo

Para el relleno y el decorado
Dulce de leche repostero
Coco rallado 






Elaboración

Ponemos el azúcar en el vaso del Thermomix y pulverizamos programando tiempo 20 segundos a velocidad progresiva 5-10.

A continuación, vamos a tamizar el azúcar, junto con la maizena, la harina y la levadura programando 10 segundos a velocidad 6.

Añadimos la mantequilla y la esencia de vainilla y sin programar tiempo marco velocidad 6 y voy agregando por el bocal las yemas una a una.

Nos ayudaremos de la espátula para que la mezcla sea homogénea, ya que al llevar muy poca cantidad de líquido, tiende a engancharse a las paredes del vaso.

Cuando esten todos los ingredientes perfectamente integrados, sacamos la masa del vaso del Thermomix, la boleamos y la ponemos dentro de una bolsa y la dejamos reposar en la nevera durante aproximadamente una hora.

Transcurrido ese tiempo, estiramos la masa entre dos plásticos y la dejamos a un centímetro de grosor. Nos podemos ayudar de unos listones de madera que nos hagan de tope en el rodillo para que la altura sea uniforme.

Con ayuda de un cortapastas redondo, cortaremos circulitos (los míos quedaron excesivamente grandes porque esta masa crece y no lo tuve en cuenta)

Sobre una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado, colocamos las pastitas bastante separadas entre si, dando suficiente margen para que cuando crezcan no se enganchen unas con otras.

Hornearemos entre 5 y 10 minutos (en función del tamaño de las pastas y del horno) con el horno previamente precalentado a 180º
Los sacaremos del horno antes de que se tuesten, los alfajores deben quedar blanquitos para que queden tiernos y se nos deshagan en la boca al comerlos.

Al retirarlos del horno, estarán blanditos, por lo que hay que ponerlos a enfriar sobre una rejilla con ayuda de una espátula fina y tratarlos co mucho mimo para que no se partan.

Una vez fríos, vamos a untar la mitad de las pastas con dulce de leche repostero (el que es una crema espesa, el otro no nos vale para esto) y con la otra mitad, cerraremos los alfajores a modo de tapa.

Luego, con el mismo dulce de leche, untaremos los bordes de todas las parejas y sellaremos haciéndolas rodar sobre coco rallado.

Y si es posible, los dejaremos reposar de un día para otro que quedan más ricos, pero ya os aviso que este paso es el más difícil de todos jajajajajajaja




Esta receta es facilmente adaptable para personas celiacas y con intolerancia al gluten